Para difundir el repertorio de la música vocal, en 1984 el maestro Rufino Montero fundó Solistas Ensamble de Bellas Artes; a 35 años de su creación, la agrupación artística del Instituto Nacional de Bellas Artes y Literatura (INBAL) ofrecerá dos conciertos que festejan su vitalidad. El jueves 11 de abril a las 19:00 tendrá lugar su primera presentación en el Centro Cultural Roberto Cantoral y el sábado 13 a las 13:00 estará en la Sala Principal del Palacio de Bellas Artes.

Christian Gohmer, actual director, comentó que celebrarán esta fecha con dos destacadas obras, “piezas que tienen mucha exposición para las voces de los solistas”, la Misa de Gloria de Giacomo Puccini y selecciones del Réquiem de Giuseppe Verdi. Asimismo, compartió que contarán con el acompañamiento de la Orquesta Sinfónica del Instituto Politécnico Nacional (OSIPN) y un grupo de 16 cantantes para integrar el coro.

Invitado frecuentemente como director huésped de la OSIPN, Gohmer ha trabajado con la Orquesta Sinfónica del Politécnico en los últimos seis años y, en 2018, Solistas Ensamble tuvo un primer acercamiento con la orquesta en un exitoso programa en el que interpretaron ópera francesa.

D3hZ2LnXsAA9GrH.jpg-large

Misa de Gloria de Puccini y Réquiem de Verdi

En esta ocasión, el director informó que primero se escuchará la Misa de Gloria, una de las pocas obras sacras completas de Puccini. El compositor también escribió un réquiem, pero es de un movimiento, ya que prefirió hacer ópera, aunque también tiene algunos cuartetos de cuerdas y otros ejercicios, complementó.

“Es una misa muy bonita e interesante, en la que Puccini empieza a descubrir un lenguaje propio. Aunque todavía tiene mucha influencia del italianismo de Verdi y Bellini, ya experimenta con nuevas sonoridades orquestales y vocales”.

El programa continúa con la selección del Réquiem de Verdi, del que interpretarán el Dies Irae, que se divide en varios fragmentos en los que se encuentran la mayor parte de solos, como la famosa aria del bajo, Confutatis; el aria del tenor, Ingemisco; además del dueto de la soprano y mezzosoprano, Recordare. También incluye cuartetos, dúos y termina con la parte número siete del RéquiemLibera me, pieza para soprano, coro y orquesta, afirmó.

“Interpretarán un programa muy impresionante, en el que la orquesta tiene una dotación muy grande. Verdi en algún momento pide ocho trompetas para una fanfarria. Esas sonoridades son maravillosas”.

Gohmer señaló que para la interpretación de estas obras se requiere de un coro, y al ser Solistas Ensamble un grupo reducido, invitaron a cantantes a reforzar la parte coral, mientras que las partes solísticas serán repartidas entre los integrantes del Ensamble.

Comentó que el coro estará conformado por jóvenes cantantes profesionales que han invitado en otras ocasiones, por lo que ya los conoce el grupo y sabe que les dan el soporte que necesitan.

Durante este 35 aniversario, dijo, Solistas Ensamble continuará el proyecto desarrollado desde hace dos años, con puestas en escena, ópera de cámara, opereta, presentaciones en teatros con escenografía, vestuario, orquesta en el foso. De igual forma ejecutarán programas con algunas reposiciones, pero también continuarán la exploración de un nuevo repertorio. Debemos abrirnos a nuevos horizontes, no solo con lo que ya tiene dominado el grupo, afirmó.

Respecto a compartir escenario con otras agrupaciones musicales, aseguró que ya lo hicieron con la Orquesta de Cámara de Bellas Artes, la Sinfónica Nacional y ahora celebrarán su aniversario con la OSIPN. También destacó la importancia de dar a conocer al grupo en lugares que no se habían abierto y llegar a nuevos públicos, ya que parte del proyecto es abrir nuevos espacios para presentarse.

Finalmente invitó a escuchar las magníficas voces de Solistas Ensamble, a una orquesta con sonoridad magnífica, a un interesante coro y un repertorio que va a dejar muy buen sabor de boca, tanto a espectadores como a ejecutantes, ya que, además de que ambas obras se interpretan pocas veces, elRéquiem de Verdi requiere mucha fuerza y la Misa de Puccini pocas veces se escucha en vivo.

Christian Gohmer, egresado de la Escuela Superior de Música del INBAL, estudió dirección de orquesta con Enrique Diemecke, Enrique Patrón de Rueda y Alain Paris. El director artístico de Solistas Ensamble de Bellas Artes desde 2017 también dirigió la Orquesta Filarmónica de Sonora, entre otras agrupaciones.

Solistas Ensamble de Bellas Artes está integrado por las sopranos Ángeles Arévalo, Violeta Dávalos, Graciela Díaz Alatriste, Martha Molinar, Lorena von Pastor, Angelina Rojas y Ekaterina Tikhontchouk; las mezzosopranos Grace Echauri, Itia Domínguez, Tamara Kontseva, Linda Saldaña, Norma Vargas, Eva Santana y Gabriela Thierry; los tenores Rubén Cosme, Gustavo Cuautli, Mauricio Esquivel, Mario Hoyos, Héctor Jiménez y Ángel Ruz; los barítonos Edgar Gil, Ricardo Galindo y Oscar Velázquez; los bajos Emilio Carsi, Luis Gabriel Rodarte, Iván Juárez, Sergio Meneses, y el pianista Eric Fernández.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s