Cierra el flautista Horacio Franco ciclo musical barroco en el Lunario

El flautista mexicano Horacio Franco transportó a los asistentes de la última jornada de música antigua del ciclo Lunario barroco a la época en la que los castillos de la realeza europea se llenaban de baile y jolgorio.

La presentación musical, realizada la víspera, tuvo lugar en el Lunario del Auditorio Nacional el cual tuvo un aforo de aproximadamente mil personas. Al evento asistieron jóvenes y adultos interesados en la música barroca, caracterizada por establecer fuertes contrastes sonoros entre coros, familias instrumentales o entre solista y orquesta.

En completo silencio, el público se deleitó con las melodías que, con destreza, Franco tocó en la flauta; el repertorio abarcó piezas de Johann Sebastian Bach, como la Partita No. 2, y de composiciones de Georg Philip Telemann y Wolfgang Amadeus Mozart: Fantasía No. 2 y Sinfonía No. 40, respectivamente.

Originalmente, la mayoría de estas obras fueron escritas para otros instrumentos, pero Franco —quien tiene más de 40 años de trayectoria como músico e investigador de música antigua— las adaptó para que pudiesen tocarse en la flauta.

En conversación con su público, Franco dijo que Bach siempre ha sido una inspiración. “Su complejidad y profundidad es de la admiración de muchos; escuchas sus composiciones y te preguntas cómo le hizo para crear piezas de esa calidad”, señaló.

También, aprovechó para reconocer a los artistas mexicanos, haciendo énfasis en Francisco Gabilondo Soler “Cri Cri”. “Si había alguien profundo y amigable, con una congruencia creativa para juntar texto, música, fantasía, imaginación e instrumentación, era él. No hay para mí compositor más completo”, explicó.

Antes de finalizar el concierto, el artista agradeció al personal detrás del Lunario por haber albergado el ciclo de música barroca: “Hay pocos recintos como este en México, con la acústica necesaria que permita disfrutar de estas canciones, enaltezco que se hayan abierto sus puertas para estas jornadas musicales”.

Para el cierre, Franco interpretó para los asistentes la Chacona de la Partita No. 2 de Bach, al término de la cual el público lo ovacionó con aplausos que retumbaron en todo el Lunario. Como agradecimiento a esta entrega el compositor tocó una pieza más: Fantasía No. 7 de Telemann.

El flautista Horacio Franco nació en la Ciudad de México, es egresado del Conservatorio Nacional de México, galardonado durante la XVII edición de las Lunas del Auditorio, cuando recibió cinco medallas especiales, entre ellas la de Trayectoria Artística, por dedicar gran parte de su carrera a la promoción de la música antigua y barroca en México y el mundo.

El ciclo Lunario barroco consistió en jornadas de música antigua en las que también participaron otros tres exponentes del género: Antiqva Metropoli, agrupación de jóvenes intérpretes que buscan difundir el barroco europeo y la música virreinal mexicana; el conjunto Vecchio Fascino, cuyos ensambles musicales incluyen voz, teclados y percusiones; y Capella Barroca, integrado por cantantes e instrumentistas, grupo líder en la interpretación de música barroca en México.

[Con información de la Secretaría de Cultura de México]

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s